Embárcate en un viaje fascinante a través de la historia y el encanto por los castillos de Irlanda que majestuosos se alzan como testigos silenciosos de un pasado legendario.

Descubre cada uno de estos tesoros arquitectónicos, sus misterios, secretos y leyendas, así como sus jardines y nuevos usos que a algunos se les da en la actualidad.

Prepárate para una aventura que despierte tu imaginación, te haga soñar con un pasado lleno de caballeros, damas y cultura celta y finalmente te entren las ganas inevitables de venir a visitarlos.

Los mejores castillos de Irlanda

Como ya sabes, Irlanda es una tierra con una gran cantidad de castillos dispersos por toda la isla.

Algunos están mejor conservados que otros, también los hay que se pueden visitar y otros que no, así que aquí te vamos a hacer una guía de los mejores para que, si estás decidido en venir, puedas elegir con facilidad.

Y también los vamos a diferenciar entre los que se encuentran en el territorio de la República de Irlanda y los que están en Irlanda del Norte.

Comenzamos esta aventura por los de la república.

Castillo de Malahide

castillo de Malahide

El castillo de Malahide, ubicado en el condado de Dublín, es una magnífica fortaleza medieval rodeada de hermosos jardines.

Con una historia que se remonta a más de 800 años, el castillo ha sido testigo de numerosos acontecimientos y ha sido hogar de la familia Talbot durante generaciones.

Fue construido en el siglo XII, y es considerada una joya arquitectónica con sus torres imponentes, muros de piedra y elegantes interiores.

Al adentrarte en sus salas puedes admirar su colección de muebles antiguos, retratos familiares y objetos históricos que cuentan la historia de la familia Talbot y su conexión con la historia de Irlanda.

Los jardines incluyen varias áreas como el Jardín del Oeste, el Jardín amurallado o el precioso mariposario donde encontrarás especies de mariposas espectaculares.

Nosotros realizamos una visita guiada a este gran castillo en la excursión de Howth y Malahide, así que aprovecha la ocasión para conocerlo por dentro.

Castillo de Kilkenny

castillo de Kilkenny El castillo de Kilkenny, ubicado en la pintoresca ciudad que lleva su mismo nombre, es uno de los más emblemáticos y mejor conservados de todo el país.

Esta es otra de las fortalezas que visitamos en la excursión de Kilkenny Medieval.

Es de origen normando y fue alzado en el siglo XII a orillas del río Nore, lo que ofrece una vista impresionante que te transportará a tiempos pasados.

Con su imponente arquitectura y rica historia, es un testimonio del poder y la influencia de las antiguas familias nobles irlandesas.

Dentro del castillo, puedes explorar las diferentes salas, que albergan una impresionante colección de artefactos históricos y obras de arte.

No te pierdas la sala del Gran Salón, con su techo abovedado y su ambiente medieval, la torre Oeste o la exposición del palacio Ducal.

Además de su interior fascinante, el Castillo de Kilkenny también cuenta con hermosos jardines que lo rodean.

El castillo de Kilkenny también alberga diversos eventos y festivales a lo largo del año, como conciertos al aire libre y representaciones teatrales, que añaden vida y alegría a esta antigua fortaleza.

Castillo de Trim

castillo de Trim El castillo de Trim, ubicado en la propia ciudad de Trim, en el condado de Meath, es uno de los castillos irlandeses anglo-normandos más grandes y mejor conservados.

Esta fortaleza imponente, construida en el siglo XII, se alza majestuosamente a orillas del río Boyne, ofreciendo una visión impresionante de la historia y el patrimonio de la región.

Ha desempeñado un papel destacado en la historia de Irlanda y ha sido escenario de numerosos eventos históricos.

Fue construido por el noble normando Hugh de Lacy y se convirtió en un importante centro de poder.

Su robusta estructura y su diseño estratégico, con una imponente torre del homenaje y gruesos muros de piedra levantados a lo largo de 30 años, atestiguan su importancia defensiva en tiempos de conflictos y batallas.

Al explorar el castillo, podrás pasear por sus amplios terrenos y adentrarte en sus salas y pasadizos históricos.

No te pierdas la oportunidad de subir a la torre del homenaje, desde donde disfrutarás de unas vistas panorámicas del paisaje.

El castillo de Trim también ha ganado fama mundial por su aparición en producciones cinematográficas y televisivas, incluyendo la aclamada serie Juego de Tronos.

Sus majestuosos muros y su ambiente medieval han servido como telón de fondo para escenas épicas, agregando un elemento adicional de encanto y atracción.

Castillo de Blarney

castillo de Blarney El castillo de Blarney, construido en el siglo XV y ubicado cerca de la ciudad de Cork, es uno de los castillos más emblemáticos y visitados del país.

El mayor atractivo del castillo es, sin duda alguna, la Piedra de Blarney, también conocida como la "Piedra de la Eloquencia".

Según cuenta la leyenda, aquellos que se acercan a besar la piedra adquieren el don de la elocuencia y la habilidad para hablar con persuasión.

Para llegar a la piedra, los valientes visitantes deben inclinarse hacia abajo y besarla mientras se encuentran suspendidos en el aire, sujetados por alguien que les ayude.

La fortaleza destaca también por sus robustos muros, torres defensivas y escaleras de caracol.

Además, puedes visitar sus mazmorras, la capilla, el salón de los banquetes, el gran muro, las cocinas, el dormitorio de las Señoritas y la sala familiar.

Los jardines de Blarney son un oasis de belleza natural, con senderos serpenteantes, lagos, cascadas y una variedad de flora y fauna.

Castillo de Birr

castillo de Birr El castillo de Birr, ubicado en el condado de Offaly, es un tesoro histórico y un testimonio vivo de la grandeza arquitectónica y científica de siglos pasados.

También es conocido como castillo Parsonstown.

Su estilo es neogótico y fue construido en el siglo XVII.

La fortaleza ha sido el hogar de la familia Parsons durante más de 400 años y sus muros han sido testigos de una rica historia llena de eventos y logros destacados.

Es especialmente famoso por los logros científicos y astronómicos de la familia Parsons, quienes construyeron en sus terrenos uno de los mayores telescopios del mundo en el siglo XIX.

Este, llamado Leviatán de Birr, construido en 1845, fue el más grande del mundo durante más de 70 años y sigue siendo uno de los telescopios históricos más importantes que existen.

Otro de los encantos del castillo son sus jardines, con una gran variedad de plantas exóticas, árboles centenarios y hermosos parterres.

Dentro del castillo, puedes sumergirte en la historia de la familia Parsons a través de una visita guiada de unos 60 minutos.

Las salas del castillo de Birr están cuidadosamente restauradas y muestran una impresionante colección de muebles de época, obras de arte y objetos históricos, que te transportarán a la vida de la nobleza irlandesa de siglos pasados.

Castillo de Dublín

castillo de Dublin El castillo de Dublín, situado en el corazón de la capital irlandesa, es uno de los monumentos más emblemáticos y cargados de historia en toda Irlanda.

Con una vida que se remonta a más de 800 años, ha sido testigo de importantes eventos y transformaciones a lo largo de los siglos.

Construido originalmente en el siglo XIII como una fortaleza defensiva, ha sido un símbolo de poder y autoridad a lo largo de la historia.

Tenía 4 torres unidas por altos muros y permaneció casi intacto hasta 1684, cuando un incendio le causó graves daños

Fue utilizado como residencia real, sede del gobierno, fortaleza militar y centro administrativo.

El castillo ha sido testigo de coronaciones, parlamentos, batallas y acontecimientos históricos de gran relevancia.

Hoy en día, el castillo de Dublín sigue siendo un edificio icónico y un importante sitio turístico.

Alberga ceremonias estatales y eventos culturales, y es un lugar donde los visitantes pueden sumergirse en la rica historia de Irlanda.

Una de las principales atracciones del castillo es la Sala de Estado, un impresionante salón donde se realizan ceremonias oficiales y recepciones.

Además, el castillo cuenta con exposiciones interactivas que brindan información detallada sobre la historia de Dublín y la importancia del castillo en la formación de la ciudad.

Castillo de Dunguaire

castillo de Dunguaire El castillo de Dunguaire, ubicado en la costa oeste de la isla, cerca de la pintoresca aldea de Kinvara, en el condado de Galway, es otra joya histórica de este país.

Fue construido por la familia O’Hynes en 1520 y se alza majestuosamente en una pequeña península, con vistas al impresionante estuario y la bahía de Galway.

Conocido por su arquitectura medieval bien conservada, el castillo de Dunguaire es uno de los ejemplos más destacados de fortalezas celtas en Irlanda.

Durante siglos, ha cambiado de manos entre diversas familias nobles, cada una dejando su huella en la fortaleza.

A lo largo de los años, el castillo ha sido restaurado y preservado con esmero, permitiendo a los visitantes disfrutar de su esencia histórica.

Además de su magnífica arquitectura, el castillo de Dunguaire es famoso por ser un centro cultural y literario.

En el siglo XX, fue un lugar de reunión para algunos de los escritores más destacados de Irlanda, quienes se congregaban para compartir sus obras y celebrar la rica tradición literaria del país.

Hoy en día, el castillo está abierto al público y ofrece visitas guiadas que te permitirán conocer su interior y sumergirte en su dilatada historia.

Castillo de Bunratty

castillo de Bunratty El castillo de Bunratty, fue levantado en el condado de Clare, en la costa Oeste de Irlanda, y es uno de los mejor conservados y más populares de todo el país.

Construido en el siglo XV, su imponente estructura de piedra y sus torres almenadas destacan en el paisaje, evocando la grandeza y la fortaleza de las fortalezas medievales.

El castillo ha sido meticulosamente restaurado para reflejar su apariencia original, permitiendo a los visitantes apreciar la autenticidad de esta histórica edificación.

El interior también ha sido restaurado con gran detalle y ofrece una visión fascinante de la vida en la época medieval.

Al explorar las diversas estancias, podrás admirar muebles de época, pinturas y objetos decorativos que recrean el esplendor y la elegancia de la nobleza de antaño.

No te pierdas la Gran Sala, un impresionante salón donde se llevaban a cabo las ceremonias y los banquetes.

Además de su magnífico castillo, Bunratty cuenta con un parque folclórico, conocido en inglés como Bunratty Folk Park.

Aquí, podrás sumergirte en la vida cotidiana del pasado irlandés, explorando las casas y los edificios tradicionales que representan diferentes épocas históricas.

Podrás interactuar con artesanos y actores que representan los oficios y las costumbres de antaño, brindando una experiencia enriquecedora y entretenida.

Al igual que otros castillos del país, este celebra un banquete Medieval de bastante éxito entre el público, pues han disfrutado de él más de 3 millones personas desde que se empezó a celebrar.

Puedes visitarle con nosotros si reservas nuestro circuito de la Costa Atlántica.

Castillo de Ashford

castillo de Ashford Situado en el condado de Mayo, el castillo de Ashford es uno de los más impresionantes y lujosos del país.

Construido en el siglo XIII y posteriormente remodelado en el siglo XIX, combina elementos medievales con toques neogóticos.

Está rodeado por hermosos jardines y ubicado en una extensa finca privada

Actualmente funciona como un hotel de cinco estrellas, donde los visitantes pueden disfrutar de una estancia inolvidable y sumergirse en la historia y la elegancia del lugar.

La fortaleza cuenta con habitaciones y suites elegantes, decoradas con muebles antiguos y elementos de época, que brindan un ambiente muy auténtico.

Además, los huéspedes pueden deleitarse con una exquisita cocina gourmet, disfrutar de actividades al aire libre en sus terrenos, o relajarse en un lujoso spa.

El castillo de Ashford también es conocido por su impresionante ubicación a orillas del lago Corrib, lo que proporciona hermosas vistas panorámicas y la oportunidad de practicar actividades acuáticas.

Si quieres dormir en un castillo de Irlanda, este se ha convertido en un destino exclusivo para viajeros que buscan una experiencia de lujo, aunque también se realizan visitas guiadas que permiten explorar parte de su historia y arquitectura.

Castillo de Dromoland

castillo de Dromoland El castillo de Dromoland, lo puedes encontrar en el condado de Clare, y es una majestuosa fortaleza que evoca el encanto y la elegancia de la vida aristocrática irlandesa.

Rodeado de exuberantes jardines y ubicado en una finca histórica, este castillo ofrece una experiencia llena de lujo y romance.

Construido en el siglo XVI, Dromoland ha sido meticulosamente restaurado para preservar su esplendor original.

Su bella arquitectura y sus torres almenadas hacen que sea un lugar impresionante para visitar.

Dispone de elegantes salones, chimeneas ornamentadas y muebles antiguos que evocan una sensación de grandeza.

El castillo ofrece una variedad de habitaciones lujosas y suites, donde los huéspedes pueden disfrutar de una estancia digna de la realeza.

Los terrenos que rodean el castillo son igualmente impresionantes.

Extensos jardines cuidadosamente diseñados, lagos llenos de vida y campos verdes te invitan a dar paseos tranquilos y relajantes.

También puedes disfrutar de actividades al aire libre como golf, pesca y paseos a caballo.

El castillo de Dromoland es conocido por su hospitalidad y su excelente gastronomía. El restaurante ofrece una experiencia culinaria excepcional, donde podrás degustar platos elaborados con ingredientes frescos y locales, acompañados de una selección de vinos finos.

También se organizan banquetes y eventos especiales en el castillo, que brindan una experiencia única y memorable para los visitantes.

Castillo de Carlow

castillo de Carlow El castillo de Carlow, ubicado en la ciudad y condado que llevan el mismo nombre, tiene una historia que se remonta al siglo XIII.

Fue construido originalmente como una fortaleza normanda y ha sido testigo de varios eventos históricos a lo largo de los años.

Aunque ha sido restaurado y renovado a lo largo de los siglos, ha conservado su esencia medieval y su autenticidad arquitectónica.

Al explorar el castillo de Carlow, podrás recorrer sus salas y pasillos, maravillándote con la arquitectura y los detalles históricos.

Algunas áreas del castillo albergan exposiciones que muestran artefactos y objetos antiguos, brindando una visión más profunda de la historia y la cultura de la región.

También se organizan visitas guiadas que te permiten descubrir los rincones más interesantes de la fortaleza y aprender sobre sus historias y leyendas.

Está rodeado por hermosos jardines y paisajes naturales.

Los terrenos del castillo ofrecen un entorno tranquilo y sereno, perfecto para dar un paseo relajante o simplemente disfrutar de la belleza de los alrededores.

También es un lugar popular para celebrar bodas y eventos especiales.

Y es que su ambiente histórico y su entorno pintoresco crean un escenario encantador y romántico para este tipo de eventos.

Castillo de Ross

castillo de Ross El castillo de Ross, situado en el condado de Kerry, dentro del Parque Nacional de Killarney, tiene su origen en el siglo XV, habiendo sido construido sobre las orillas del lago Leane.

Es una imponente estructura de piedra que se alza majestuosamente sobre el paisaje circundante.

Sus torres y almenas, así como sus muros fortificados, brindan un sentido de seguridad y defensa típica irlandesa, recordando los días en que el castillo servía como bastión de protección en tiempos turbulentos.

El castillo de Ross también alberga exposiciones que muestran artefactos y objetos históricos, proporcionando una visión más profunda de la vida en la Edad Media.

Las  visitas guiadas te permitirán descubrir detalles interesantes sobre la historia y la arquitectura del castillo.

Además, guarda una leyenda sobre la persona que lo construyó, O'Donoghue, que dice que este aún duerme bajo las aguas del lago. Y la primera mañana de mayo, se levanta sobre su magnífico caballo blanco. Si tienes la suerte de verle en ese momento disfrutarás de buena fortuna para el resto de tu vida.

Castillo de Rock of Cashel

castillo de Rock of Cashel El castillo Rock of Cashel, también conocido como la Roca de Cashel, es una impresionante fortaleza situada en la cima de una colina en el condado de Tipperary.

Este castillo tiene una historia que se remonta a más de mil años.

Fue originalmente una fortaleza medieval y posteriormente se convirtió en un símbolo de poder y autoridad eclesiástica.

En la cima de la colina se encuentran las ruinas de una antigua catedral, una torre redonda, una capilla y otros edificios que evocan la grandeza y la riqueza de épocas pasadas.

El castillo, con su arquitectura gótica y celta, ofrece una vista impresionante desde lo alto de la colina.

A medida que te acercas, quedarás cautivado por la intrincada talla de piedra, las ventanas góticas y los detalles ornamentales que adornan la estructura.

Visitar el castillo Rock of Cashel es sumergirse en un pasado glorioso y descubrir los secretos de una época llena de reyes, nobles y santos, pues cuenta la leyenda que por aquí pasó San Patricio, que cristianizó a Aenghus, el rey de Munster.

Castillo de Glenveagh

castillo de Glenveagh El castillo de Glenveagh, ubicado en el Parque Nacional de Glenveagh en el condado de Donegal, es una impresionante mansión rodeada de belleza natural de lagos y bosques.

Es una construcción relativamente moderna, del siglo XIX, de un adinerado John George Adaire, que combina elementos de los estilos Tudor y escocés, creando una estructura elegante y distintiva.

Sus torres, almenas y jardines meticulosamente cuidados se fusionan en perfecta armonía con el paisaje que les rodea, creando una estampa de cuento de hadas.

Es más, sus jardines son considerados unas de las cinco maravillas de horticultura de Irlanda.

El castillo también alberga un centro de visitantes donde se exhiben exposiciones sobre la historia y la flora y fauna del Parque Nacional de Glenveagh.

Desde aquí, puedes emprender caminatas y excursiones por los senderos del parque, descubriendo la diversidad de la vida silvestre y disfrutando de la tranquilidad de este entorno natural protegido.

Castillo de Johnstown

castillo de Johnstown El castillo de Johnstown, ubicado en el condado de Wexford, a tan solo 10 minutos de la ciudad de Wexford, es una magnífica residencia histórica construida en el siglo XV.

Es de estilo renacentista gótico y se encuentra en una impresionante finca rodeada de exuberantes jardines y paisajes pintorescos.

Sus torres y almenas destacan en el horizonte.

Sus salas interiores están decoradas con muebles antiguos, tapices y obras de arte, que te transportarán a la vida de la nobleza irlandesa de siglos pasados.

Podrás explorar las habitaciones, desde las salas de recepción hasta las bibliotecas y las habitaciones privadas, y maravillarte con la arquitectura y la artesanía que se encuentran en cada rincón, así como la zona donde trabajaba el personal del castillo.

La finca que rodea el castillo de Johnstown es igualmente impresionante.

Extensos jardines con cuidados setos, senderos serpenteantes y estanques, seguro que te impresionarán.

Tiene otros usos, como celebración de eventos y bodas, y alberga un museo de la agricultura de Irlanda con una amplia colección de vehículos, maquinaria y aperos con más de 100 años de antigüedad.

Castillo de Lismore

castillo de Lismore El castillo de Lismore, situado en el pintoresco pueblo de Lismore, en el condado de Waterford, es una joya histórica que cautiva a los visitantes con su impresionante arquitectura y su rica historia.

Con una ubicación espectacular junto al río Blackwater y rodeado de hermosos jardines, el castillo es un símbolo de elegancia y grandeza.

Es de estilo normando, que data del año 1185, ha sido testigo de numerosos eventos históricos a lo largo de los siglos.

Fue propiedad de Sir Walter Raleigh y Richard Boyle, antes de pasar al cuarto duque de Devonshire en 1753.

Su estructura combina elementos góticos y renacentistas, y sus altas torres y muros imponentes evocan un sentido de nobleza y fortaleza.

Al ingresar al castillo de Lismore, serás recibido por opulentas salas decoradas con antigüedades, tapices y retratos históricos.

Podrás explorar los salones, las habitaciones y las bibliotecas, que albergan una valiosa colección de libros y manuscritos antiguos.

Los grandes jardines que rodean el castillo son un deleite para los sentidos.

Allí puedes encontrar un invernadero y una galería que alberga exposiciones y charlas.

Castillo de Tullynally

castillo de Tullynally El castillo de Tullynally, ubicado en el condado de Westmeath, es una magnífica fortaleza que se alza majestuosamente en medio de un hermoso paisaje.

Con una historia que se remonta a más de 350 años, es la residencia de la familia Pakenham desde hace varias generaciones, y combina elementos de diferentes estilos arquitectónicos, como el gótico, el neoclásico y el renacentista.

Su nombre proviene de la adaptación del irlandés Tulaigh an Eallaigh, que significa la colina del cisne.

El conjunto ha sido bien cuidado hasta nuestros días, y ahora se utiliza para albergar a familias en varios apartamentos, y en su patio exterior hay un establo reconvertido en un salón de té.

Los jardines y parques que rodean el castillo son igualmente impresionantes.

Con amplias extensiones de césped, senderos serpenteantes, lagos y bosques antiguos, el entorno natural te invita a dar un paseo tranquilo y disfrutar de la belleza del paisaje. También encontrarás una variedad de plantas y flores exóticas, así como una colección de árboles centenarios que te dejarán sin aliento.

El castillo está rodeado de una historia fascinante y de leyendas locales.

Los guías expertos te contarán historias intrigantes sobre la vida de la familia Pakenham y los eventos históricos que tuvieron lugar allí.

El castillo de Tullynally ofrece una variedad de experiencias culturales, como conciertos y otros eventos.

Castillo de Blackrock

castillo de Blackrock El castillo de Blackrock se encuentra en la ciudad de Cork, en la costa Sur.

Esta imponente fortaleza se alza majestuosamente en la desembocadura del río Lee y es una de las atracciones más populares de la zona.

Construido originalmente en el siglo XVI como una torre de defensa, el castillo ha sufrido varias transformaciones a lo largo de los años.

En la actualidad, alberga el Observatorio Blackrock, un centro de ciencia y observación astronómica que combina la historia del castillo con la exploración del universo.

El castillo ofrece una fascinante experiencia para los visitantes.

Puedes recorrer sus muros históricos y subir a la torre de vigilancia para disfrutar de impresionantes vistas panorámicas de Cork y sus alrededores.

Además, el observatorio ofrece exhibiciones interactivas, proyecciones audiovisuales y telescopios que permiten explorar el firmamento.

Castillo de Ballynahinch

castillo de Ballynahinch El castillo de Ballynahinch, situado en el corazón de Connemara, en el condado de Galway, es un magnífico castillo y hotel que combina la historia, la belleza natural y la hospitalidad irlandesa.

Rodeado de majestuosas montañas, bosques frondosos y lagos serenos, este castillo es un refugio idílico para aquellos que buscan una escapada tranquila y lujosa.

Construido en el siglo XVIII, el castillo de Ballynahinch fue originalmente una residencia privada antes de convertirse en un hotel de renombre.

Su arquitectura refleja su rica historia, con una fachada de piedra imponente y elegantes detalles ornamentales.

El interior del castillo está decorado con un estilo clásico y sofisticado, que combina la elegancia tradicional con las comodidades modernas.

Los terrenos del castillo ofrecen un entorno impresionante para explorar y disfrutar.

Los extensos jardines y parques te regalarán hermosas vistas panorámicas, senderos para caminar y la posibilidad de practicar actividades al aire libre.

El castillo tiene habitaciones y suites exquisitamente decoradas, que ofrecen comodidades modernas y vistas espectaculares de los alrededores.

También cuenta con un galardonado restaurante que ofrece una experiencia gastronómica de primera clase, donde los ingredientes locales frescos se combinan con técnicas culinarias innovadoras.

 

Castillos en Irlanda del Norte

Irlanda del Norte también cuenta con fenomenales castillos, incluso alguno se ha hecho famoso por la serie de series Juego de Tronos.

Aquí te enumeramos los que más llaman la atención a los visitantes.

Castillo medieval de Dunluce

castillo de Dunluce El castillo de Dunluce, situado en la costa de Antrim del Norte de Irlanda, es una impresionante fortaleza en ruinas que data del siglo XIII.

Conocido por su ubicación tan espectacular y su apariencia pintoresca, esta fortaleza ha sido objeto de numerosas leyendas y cuentos populares a lo largo de los siglos.

Se cree que fue construido por el clan MacDonnell y sirvió como residencia de la familia hasta que fue abandonado en el siglo XVII.

A pesar de su estado de ruina, el castillo de Dunluce sigue siendo una de las atracciones turísticas más icónicas de Irlanda del Norte.

Los visitantes pueden explorar sus restos, caminar por sus estrechas pasarelas y contemplar las impresionantes vistas al mar.

Además, ha sido escenario de producciones cinematográficas y televisivas, como Games of Thrones, lo que ha contribuido a su fama internacional.

En nuestra excursión de Belfast y la Calzada del Gigante hacemos una parada aquí para observarlo de cerca y poder realizar algunas fotos con él de fondo.

Castillo de Glenarm

castillo de Glenarm El castillo de Glenarm, ubicado en el pintoresco pueblo costero de Glenarm, en el condado de Antrim, es una joya que ha resistido bien el paso del tiempo.

Con una historia que se remonta a más de 400 años, esta construcción ha sido el hogar ancestral de la familia McDonnell, condes de Antrim, desde su construcción en el siglo XVII.

Es una fortaleza que ha sufrido varios incendios a lo largo de su vida pero no ha perdido su esencia primigenia.

El castillo de Glenarm destaca por su arquitectura georgiana y su elegante diseño, además de por sus esplendorosos jardines.

En el interior, podrás explorar las lujosas salas y estancias que te retrotraerán a la vida de la nobleza irlandesa a lo largo de los siglos.

El castillo también es conocido por albergar eventos de distintos tipos, como el Camp Dalfest, un festival familiar donde se combina la música con actividades para toda la familia.

Castillo de Enniskillen

castillo de Enniskillen El castillo de Enniskillen, ubicado en la ciudad que lleva el mismo nombre, en el condado de Fermanagh de Irlanda del Norte, es una impresionante fortaleza que combina historia, belleza arquitectónica y una ubicación pintoresca.

Situado en una isla en medio del río Erne, ofrece una mirada fascinante a la historia militar de la región y proporciona un marco impresionante para explorar.

El castillo original fue fundado en el siglo XV por Hugh 'The Hospitalable' Maguire, y fue originalmente una fortaleza estratégica destinada a proteger el paso del río Erne hacia el Ulster.

El castillo de Enniskillen destaca visualmente por sus dos torres gemelas construidas en el siglo XVII.

Hay seis edificios que puedes visitar, con dos museos y sus hermosos jardines.

Irlanda y sus castillos en el mapa

Y aquí te presentamos en el mapa la selección de los castillos que hay en Irlanda.

Así puedes ver más fácilmente dónde están ubicados y cuáles podrías añadir a tu lista de deseos.

Y además tienes este vídeo para que tengas otro opción más visual y en movimiento de algunos de estos castillos que te hemos mencionado.

Deja un comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Hablamos por Whatsapp?